El Born

El Born, cosmopolita y abierto ofrece  todos los ingredientes para visitarlo; arquitectura, cultura, gastronomía y ocio. Son muchos los puntos de interés turístico: La Basílica de Sta. Mª del Mar, el antiguo mercado del Borne, el museo Picasso, etc. El diseño de sus restaurantes y bares de copas merece un recorrido a parte.

La palabra Born hace referencia al espacio donde se celebran los torneos y juegos de armas medievales, el espacio que ocupaba era desde Santa María del Mar a la calle del Rec, actual Paseo del Borne.

Los primeros vestigios que se encuentran en el Born son del S.III d.C en la época romana,  posteriormente en el s.VIII se establecieron los musulmanes.

Barcelona carecía de puerto y el Borne era una puerta abierta al mar de aquí la tradición marinera del Barrio, en el siglo X alrededor de la iglesia de Santa María de las Arenas (Basílica de Sta. María del Mar) ya había un núcleo de habitantes principalmente con oficios relacionados a la mar, como los Bastaixos o los Massips de la Ribera, encargados de trasportar desde los barcos las mercancías a la ciudad. Pero su esplendor empezó en el siglo XIII, cuando fuera de las murallas se comenzó a poblar y se le llamó La Vilanova (La Villa nueva). Artesanos, trabajadores del puerto y gremios se concentraron en este Barrio, prueba de ello son los nombres de sus calles que hacen referencia a su  oficio. También  edificaron sus residencias los nobles y mercaderes, la máxima expresión la podemos apreciar en la calle Montcada contemplando sus bellos palacios, el Museo Picasso ocupa varios de ellos, antiguamente a esta calle se le llamaba “Camino que lleva al Borne”.

La Guerra de Sucesión Española en la que Catalunya continuo la guerra contra Felipe V y Francia finalizo en 1714 con la capitulación de la ciudad, lo que supuso una total transformación del barrio, se derribaron amplias zonas edificadas para construir la Ciudadela, que albergaría al ejercito del rey para controlar militarmente la ciudad, muchos de los habitantes que perdieron sus casas se trasladaron a la Barceloneta y la playa del Somorrostro.

El mercado del Borne

Proyectado por Josep Fontserè fue el primer gran edificio de la denominada arquitectura del hierro. Se inauguro en 1876  para albergar el mercado del Barrio de la Ribera y en 1921 pasará a ser el mercado central de frutas y verduras de la ciudad hasta 1971, que se traslada a la zona Franca y se inaugura Mercabarna, donde se aglutinarán los grandes  mercados centrales de la ciudad; verduras y frutas, carnes y pescados.  A partir del traslado comienza un gran debate sobre sus usos, desde derruir el edificio para hacer una estación autobuses a recuperarlo para eventos culturales. Tras una pequeña restauración se destinará para exposiciones y después un letargo sin actividades, hasta que se acuerda que el edificio albergue la Biblioteca Provincial de Barcelona. Durante las obras se encuentran restos arqueológicos en muy buena conservación de lo que era la vida en la ciudad medieval de finales del siglo XVII . En el 2006 la Generalitat de Catalunya lo declara Bien de Interés Nacional y el edificio pasa a ser el destino de El Born  Centre de Culture i Memoria, un espacio de  8000 m2 para reflexionar sobre la memoria histórica de un pueblo y en el que se pueden observar los restos de lo que fue la ciudad con sus calles, plazas y su evolución hasta la guerra de Sucesión en 1714 con la destrucción del barrio.

-Con vuestro permiso:

El Azar o el destino hicieron que naciera en pleno corazón del Borne, y que mis padres abrieran en 1957 el bar Pitin en pleno paseo del Borne. Recuerdo mi infancia cuando a las tres de la madrugada mi padre subía la persiana del bar, poco a poco el barrio entraba en actividad y empezaban a llegar los camiones con sus mercaderías, “los Camalics” con sus carretillas llenas de cajas de frutas y hortalizas que se elevaban hacia el cielo, y yo me preguntaba como no se les caen encima. Luego llegaban los pequeños compradores, propietarios de establecimientos de alimentación (Colmados), los mejores compradores eran los de los colectivos; escuelas, cuarteles militares etc. y por último los busca vidas.

Curiosidades:

Sta.Maria del Mar:

  • Los bastaixos que eran los trabajadores que descargaban las mercancías del puerto, de forma altruista fueron los encargados de trasportar desde la cantera de Montjuïc las piedras para la construcción de Santa María del Mar. Un homenaje a ellos lo podemos contemplar en las puertas de la entrada principal donde aparecen con una piedra a sus espaldas.
  • Busca el escudo de el Barça entre las vidrieras.
  • Cuando se llevó a cabo la restauración y sustitución de los vitrales de la iglesia, su financiación corrió a cargo de diferentes entidades de la ciudad y una de las vidrieras lleva el escudo del Barça, dando fe que la financió el Fútbol Club Barcelona.
Ruta rápida:

1. Nuestro recorrido empieza en la calle Vía Layetana junto la parada de metro de Jaume I.

2. Bajaremos por la calle Argentería hasta llegar a la Basílica de Santa Maria del Mar (1329) joya del gótico catalán y de visita obligada.

3. Junto a la basílica justo donde empieza el Paseo del Borne encontraremos la espléndida calle Montcada, columna vertebral del pasado renacentista del barrio, donde se han conservado numerosos palacios, varios de ellos reconvertidos en museos como el palacio de Berenguer d’Aguilar sede del Museo Picasso.

4. Justo al lado del museo Picasso se encuentra la calle Princesa, aconsejamos callejear por las calles Flassaders, Cirera y Mosques hasta llegar al Paseo del Borne, donde se encuentra al antiguo Mercado del Borne y sentarnos en una de sus terrazas.

Calles y oficios

Yo os hemos comentado que la mayoría de los nombres de sus calles hacen referencia a sus  oficios o gremios e aquí una pequeña muestra.

Agullers:  Fabricación de agujas y utensilios de pesca.

Canvis Vells : Aquí estaban instalados los mercaderes dedicados al cambios de monedas.

Caputxes: talleres que elaboraban  capuchas.

Esparteria:  Talleres  que trabajan y elaboran piezas de esparto

Espaseria: Talleres que fabricaban espadas

Flassaders: Artesanos que se dedicaban a la confección de mantas.  En esta misma calle en el nº2, se encuentra la Seca o fabrica de moneda, los primeros documentos datan de 1441, podemos observar su escudo real en la fachada, aquí se acuño la primera peseta de la época moderna.

Formatgeria:  Esta calle es donde iban los queseros de fuera de Barcelona a vender sus quesos.

Pl. de les Olles: Venta de ollas y utensilios para la casa.

Sombrerers: Talleres confección de sombreros, gorros y barretinas.

Vidriería: Talleres donde se elaboraba y trabajaba el vidrio.

Ver ruta El Born.

Transporte

Metro: L4 (Jaume I)

Bus: 47, 59, 120, V13, V15, V17, V19, H14

© 2021 Barcelona Prestige · Aviso legal · Política de privacidad y cookies · Diseño: disparoestudio.com